Saltarines infantiles

Muchas mamás se preguntan ¿Cuál será el mejor andador o saltarín infantil para mi bebé? y la respuesta contundente es NINGUNO.

Estos aparatos no benefician en nada a los niños y en cambio tienen muchos riesgos.

Antes de los 7 meses ningún bebé debe de estar en pose vertical ya que su estructura anatómica y la mielina todavía no esta en su último recorrido que son las piernas y pies.

Si ponemos a un bebé de 7 meses en un saltarín vamos a generar una sobrecarga sobre la cadera y el tronco, lo cual no es normal ni bueno para la salud ni para el desarrollo de nuestro bebé.

Riesgos en el desarrollo

A pesar que los saltarines se ven muy divertidos para los niños no benefician en ningún sentido. “Los saltarines  estimulan un movimiento que es dañino a las habilidades motrices que tu bebé necesita desarrollar”[1]

Los saltarines promueven movimientos que pueden ser peligrosos para el desarrollo de los niños, en su desarrollo motor.

Al estar el niño en un saltarín sin haber tenido un desarrollo completo, es decir que por si solo no se pone

de pie y que todavía no camina; el cuerpo del niño es sostenido por el aparato y sus piernas rebotan y el bebé no tiene control sobre este movimiento. Además este rebote es de puntas y cuando los niños empiezan a caminar tienen una mala postura en la marcha ya que caminan en puntas, teniendo un desarrollo anormal (debido a los saltos repetitivos hecho en el saltarín.) y retrasan su capacidad de caminar.

Además el tronco también se ve afectado ya que su postura se ve afectada ya que está inmadura y en vez de tener una postura derecha se va hacia adelante.

Seguridad

Los saltarines no son nada seguros para el niño, la mayoría de los niños tienen lesiones en la cabeza, debido a que tienen fallas mecánicas. Los saltarines que se montan en los marcos de la puerta se consideran los más peligrosos, no solo porque se suelten del marco de la puerta si no por que también los niños se pueden pegar con la misma puerta u objetos cercanos. Por otro lado si el bebé no se encuentra bien asegurado al asiento del saltarín corre el riesgo de caerse y de golpearse.

Los niños necesitan estar en el suelo, ellos necesitan moverse, rodarse, sentarse, gatear, necesita desplazarse libremente, experimentar, explorar, desarrollar su sentido propioceptivo es decir “la conciencia de lo propio: la conciencia de la propia postura corporal con respecto al medio que lo rodea” [2]

Todos los niños necesitan moverse libremente, resolver problemas, sortear obstáculos, desarrollar los 7 sentidos para poder abrir esos canales sensoriales y que por medio de ellos entre la información que les permitirá aprender.

Entonces ¿Cuál es la recomendación principal? ¡¡¡Jugar con los bebés!!! Tirémonos al piso, jugar con cubos, caminar, gatear, explorar todo lo que puedan: texturas, lugares, colores, sonidos, etc.

Recordemos que no todo es tener juguetes, el jugar con nuestros hijos, la creatividad y el disfrute de los padres al estar con ellos es el mejor estímulo para lograr un buen desarrollo en nuestros bebés y tener niños felices.

[1] Rady Children´s Hospital en San Diego.

[2] Revista Super madre.  Varinia Signorelli

Desconocemos el autor de la imagen.